sábado, 20 de junio de 2009

La perdida de valores...



Es intolerable la cantidad de problemas que genera la falta de valores morales. Los padres se preocupan menos por hablarle a los hijos y decirles sobre lo bueno y lo malo, lamentablemente todo esto se ve reflejado en las aulas. La falta de atención cuando el maestro le pide a un alumno que haga su trabajo escolar, el irrespeto a sus demás compañeros y hacia otras personas es el reflejo de ese hogar que carece de crencias, de consejos oportunos, de una comunicación más acertiva. No es netamente labor del maestro hablar de valores, pues esto solo caeria en un pozo sin fondo. Quizas la solución sería de orientar a los padres en cuanto al manejo de los valores morales en el hogar para después llevarlo a la práctica en las aulas de clase.No debemos como maestros cerrar los ojos ante este flagelo, al contrario si luchamos cara a cara contra el mismo podremos lograr mejorar nuestra labor escolar.